Ads Top

Hernias: que son, tipos, síntomas, tratamientos y opciones

Hernias: que son, tipos, síntomas, tratamientos y opciones
¿Quieres saber que son las hernias? ¿Cuáles son los tipos que existen? ¿Los síntomas, tratamientos y opciones para quienes la padecen? Las hernias son uno de los problemas más frecuentes con los que se encuentran a diario la mayoría de los médicos. Descubre aquí las respuestas a muchas de tus dudas.  



¿Qué es una hernia?

La creencia común es que la hernia es una masa, una pelotita o una bolita de aire que ha salido en alguna parte del cuerpo y que debe ser extirpada o retirada a través de la cirugía. Sin embargo, una hernia no es más que un defecto, agujero o área débil en la pared abdominal o el diafragma a través del cual sobresale un saco formado por el revestimiento de la cavidad abdominal (peritoneo).  Las hernias suelen manifestarse como una protrusión o abultamiento.



¿Cómo se tratan las hernias?

Las hernias no se extirpan, no se sacan, no se extraen, no se retiran; las hernias se reparan, por medio del cierre, o parche del defecto antes mencionado, con el objetivo de impedir el paso de elementos de un espacio a otro.

“La cirugía es el único tratamiento con el que se puede reparar una hernia”.

Tipos de hernias

Tipos de hernias
Los tipos de hernias se basan en el lugar en donde ocurren: Hernia femoral, aparece como una protuberancia en la parte superior del muslo y es más frecuente en las mujeres. Hernia hiatal, se presenta en la parte superior del estómago. Hernia quirúrgica o eventración, puede darse a través de una cicatriz si usted ha tenido una cirugía abdominal en el pasado. Hernia inguinal, aparece como una protuberancia en la ingle y es más común en los hombres. Hernia umbilical, aparece como una protuberancia alrededor del ombligo y puede estar desde el nacimiento.

¿A qué se deben las hernias?


Cualquier actividad o problema que incremente la presión de la pared abdominal puede llevar a una hernia, incluyendo: estreñimiento crónico, tos crónica, agrandamiento de la próstata, esfuerzo para orinar, sobrepeso, levantar objetos pesados, desnutrición, tabaquismo, esfuerzo excesivo, entre otros.

¿Cómo sabes si tienes una hernia?

La mayoría de las veces no hay ningún síntoma. Sin embargo, en ocasiones, puede haber molestia o dolor. La molestia puede ser peor al pararse, hacer esfuerzo o levantar objetos pesados.

Mujer con dolor de hernia
Aunque una hernia puede causar solo una leve molestia, con el tiempo puede agrandarse y resultar estrangulada. Esto sucede cuando el tejido queda atrapado dentro del orificio y que su riesgo sanguíneo queda privado. Si esto sucede se necesitará una cirugía de emergencia.

Un médico puede confirmar la presencia de una hernia durante un examen físico. La masa puede aumentar su tamaño al toser, agacharse, levantar algo o al hacer esfuerzo. Es posible que la hernia (protuberancia) no sea visible en bebés y niños, excepto cuando están llorando o tosiendo.

Si ya tienes una hernia, ¿cuáles son tus opciones?

La cirugía es el único tratamiento con el que se puede reparar una hernia de manera permanente. En la actualidad, la mayoría de las hernias se cierran con parches de tela o malla para sellar los orificios. Existen dos bordajes, abierto o laparoscópico.

Por medio de la laparoscopía se pueden reparar todas las hernias de la pared abdominal y el diafragma, a través de pequeñas incisiones. Esto permite que la recuperación sea más rápida y placentera, con menos complicaciones y una pronta integración a la vida cotidiana. No obstante, el bordaje a utilizar dependerá del tipo de hernia que tenga el paciente y de la pericia del cirujano en el manejo de las diferentes técnicas.


Si este artículo sobre hernias, que son, tipos, síntomas, tratamientos y opciones te ha parecido interesante, te invitamos a leer también cómo prevenir el dolor de espalda si eres mujer, leucemia, qué es y qué la causa y todo lo que tienes que saber sobre el virus del papiloma humano (VPH), enfermedad de transmisión sexual.

No hay comentarios.:

Con tecnología de Blogger.